Reflexión | 21 de septiembre de 2016

¿Qué harías si fueras un héroe creativo?

Eran alrededor de las 3 de la madrugada cuando comenzó. Se sintió fuerte pero no le di mucha importancia. «Debe sentirse así de intenso porque estamos en el décimo piso» pensé, pero pronto comprendí que no se trataba de un sismo común y corriente sino de un terremoto.

Esa noche del 27 de febrero del 2010 la vida de mucha gente cambió, incluyéndonos a mi esposa y a mí.

El movimiento del edificio hizo que la puerta del departamento se bloqueara y nos impidiera salir hacia las escaleras. La intensidad del sismo era tan grande que llegué a pensar que no saldría vivo de allí, por eso tomé mi identificación y la puse en mi pantalón para que luego, en el peor de los casos, pudieran identificar mi cuerpo entre los escombros.

No te preocupes, afortunadamente no morí esa noche. Si así fuera no estarías leyendo esto… o tal vez soy un muerto que camina entre los vivos sin darse cuenta de su condición (como Bruce Willis en sexto sentido), lo cual sería bastante cool, porque me convertiría en el primer fantasma blogger 🙂

Volviendo a la historia, ¿Sabes en quién pensé al darme cuenta del bloqueo de la puerta y nuestra imposibilidad de salir del departamento? Apuesto a que no adivinas…

Nop. No fue mi mamá, tampoco mi papá. No fue Dios, ni la Virgencita, ni el Diablo, ni Buda, ni Krishna u otra deidad. La persona que se me vino a la mente fue Jackie Chan.

Siendo desde niño un fanático de sus películas, lo he visto una y otra vez salir de situaciones iguales o más complejas de la que yo enfrentaba en ese momento. La pregunta que rondaba mi cabeza era «Si esta fuera una película de Jackie Chan ¿Qué haría él para salir del edificio y no morir aquí adentro?».

Jackie Chan en acción

Lo bueno es que no llegué a hacer nada simulando ser un maestro de las artes marciales porque apareció un vecino salvador que, luego de unas cuantas patadas, consiguió botar la puerta y gracias a ello pudimos bajar la escalera y finalmente pisar tierra firme.

¿A qué viene toda esta historia del terremoto y Jackie Chan?

Creo que es una historia que ilustra muy bien un punto: Cuando nos quedamos sin recursos y nuestras capacidades han llegado a su límite, necesitamos algo más allá de nosotros, una fuente de inspiración que nos ayude a encontrar el camino.

Un punto de partida

Tener un héroe o una heroína y preguntarse cuál sería su actuar si ocupara nuestro lugar en una situación difícil, nos da un punto de partida para encontrar una solución.

Al hablar del concepto héroe, lo hago en toda su amplitud. No tiene por qué ser un héroe de cine como Jackie Chan. Si eres cristiano, tu héroe puede ser Jesús y eso te invitaría a preguntarte «Qué haría Jesús si estuviera en mi lugar». Tu héroe también puede ser alguien de fantasía como el profesor Charles Xavier, o alguien a quien admires en la vida real como tus padres, tu jefe o incluso alguien exitoso como Steve Jobs.

Cuando te preguntas qué es lo que haría esa persona en tu lugar, lo haces para salir del encierro de tus pensamiento y agregar una nueva perspectiva a tu problemática.

Siendo tú mismo (un simple ser humano con miedos y limitaciones) hay un universo finito de cosas que puedes realizar, pero si piensas como un héroe, como alguien que ha alcanzado la grandeza, no hay miedo ni barrera que pueda detenerte. Tienes ante ti un infinito abanico de acciones que puedes tomar.

Una vez que hayas entrado en la mentalidad de tu héroe y sepas lo que él o ella haría, no hay necesidad de que tomes esa acción en particular. Recuerda que es solo un punto de partida. Lo que debes hacer, en cambio, es cuestionarlo:

  • ¿Es lo correcto?
  • ¿Podría yo hacer eso?
  • Si lo anterior es no ¿Por qué yo no podría tomar esa acción?
  • ¿Sabiendo que esa acción exacta no la puedo realizar, cuál podría ser una que sí esté a mi alcance y me permita llegar al mismo resultado o algo similar?
  • ¿De qué manera puedo añadir mi personalidad única a la solución, para que no sea solo un copia de lo que haría mi héroe/heroína?

Encuentra a un héroe creativo

Si aún no lo haces, te recomiendo encontrar a un héroe en tu área de especialización, sea cual sea ésta: Diseño, desarrollo, fotografía, ilustración, etc.

Cuando te enfrentes a una dificultad, un bloqueo mental o creativo del que no puedas salir, pregúntate qué haría tú héroe o heroína en tu lugar.

Quizás emular la forma de pensar de Cartier-Bresson te ayude a tomar esa foto callejera que se niega a salirte bien. Tal vez la imagen que tienes de Saul Bass te ayude a sintetizar ese concepto de diseño que se te hace tan difícil. Tratar de pensar como Edgar Degas puede ser el ejercicio que te ayude a balancear la ilustración que estás creando o, eventualmente, intentar pensar como Annie Leibovitz sea lo que despierte en ti el sentido del estilo que tienes dormido.

Los ejemplos recién mencionados son grandes héroes de la creación, pero no hace falta ir tal lejos. Todos tenemos a alguien más cercano a quien admiremos: Nuestros padres, algún mentor, un profesor, un colega…

Mira con atención a tu alrededor, y luego mira los nombres y autores más importantes en tu industria, siempre habrá alguien que haga click contigo y te inspire a pensar creativamente.

También es una buena idea tener un héroe para cada rama. Como ya lo pudiste notar, para salir de situaciones peligrosas, mi héroe es Jackie Chan, pero no es el único. Cuando pienso en marketing de inmediato se me viene a la mente la calva de Seth Godin. En términos de ilustración la imagen de Nathan Fowkes casi siempre está presente. A la hora de pensar en diseño tengo héroes actuales como Rafal Tomal, Peter Jaworoswky o la gente de Focus Lab y clásicos como Saul Bass o Alphonse Mucha… Y así podría seguir por mucho rato nombrándote a mis héroes favoritos en cada rama, pero ahora te toca a ti.

Es tu momento de salir a buscar a tus propios héroes. Si no los encuentras cerca tuyo, de seguro aparecerán ante ti a través de libros, películas, cómics, documentales, artículos (como este) y otros medios. Mantén siempre tu mente muy abierta porque puedes encontrar nuevos héroes cada día y en cualquier lugar.

Solamente recuerda esto: no se trata de copiar lo que tu héroe hace, sino de intentar de pensar cómo él y a partir de ello crear una solución única.

Un abrazo,
@FranciscoAMK

También te podría interesar:

El espacio en blanco no está perdido si lo usas con propósito

Cuando hablamos, lo que hacemos es pronunciar un montón de palabras de manera consecutiva. Entre cada palabra hay un breve espacio de silencio y la forma en que utilicemos ese silencio (en conjunto con otros factores de comunicación no–verbal) va a condicionar la forma en que nuestro mensaje es percibido. No es lo mismo decir: […]

Seguir leyendo...

A diseñar se aprende diseñando

Supongo que hay cosas que se pueden aprender solo observando o leyendo. Tienen que existir. Hay mucha gente que se aventura en alguna disciplina creativa (diseño, ilustración, fotografía, etc) pensando que con solo observar a otras personas o leyendo libros llegarán a alzar cierto grado de maestría, y eso debe estar fundamentado en alguna experiencia […]

Seguir leyendo...

Probablemente también has pasado por esto

Estabas muy entusiasta, el proyecto se veía interesante y entretenido. Cobraste bien y el cliente aceptó tu presupuesto sin cuestionamientos así que comenzaste a trabajar con el mejor de los ánimos. Todo iba de maravilla pero conforme avanzaba el proyecto la luz se iba desvaneciendo de a poco. Tal vez porque sentiste hostilidad de parte […]

Seguir leyendo...

Y tú ¿Qué opinas?

Puede que no te responda, pero ten por seguro que leeré tu comentario. Por si acaso, tu email no se mostrará ;)

Recibe más artículos como este cada semana

Únete a los 10.432 suscriptores y recibe cada miércoles nuevo contenido sobre diseño, sitios web y creatividad.

¡Ya estamos casi! revisa tu bandeja de entrada para verificar tu email por favor.
Uy! Parece que algo salió mal procesando tu solicitud. Recaraga la página e inténtalo de nuevo.

Ya me suscribí antes, no me muestres esto.